Buscan fortalecer proceso de compostaje en San Lorenzo Cacaotepec

Oaxaca de Juárez a 7 de enero de 2020.- Actualmente el municipio de San Lorenzo Cacaotepec cuenta con un efectivo sistema de recolección de basura el cual clasifica cerca de 162 toneladas mensuales de residuos en material orgánico, inorgánico y ramaje. Gracias a este proceso es posible recuperar hasta de 129 toneladas de materia que se compostea para elaborar abono orgánico y humus de lombriz, con el cual se producen hortalizas que después se comercializan, por debajo del costo comercial a los pobladores de la región. 

Según datos de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, en México cerca del 50% de los residuos son orgánicos. De hecho, el uso de composta elaborada con materia orgánica en las comunidades rurales es una práctica antigua y frecuente, buscando con ello mejorar el contenido nutricional del suelo para mantener su fertilidad.

Se fortalece producción de abono orgánico

José Carlos Leon Vargas, Director y Co Fundador de SiKanda realiza la entrega de la trituradora de ramaje Powehouse.

Luego de concluir el convenio de trabajo con el H. Ayuntamiento de San Lorenzo Cacaotepec (2017 – 2019) que presidió la Profesora Alva Antonia García Márquez bajo la coordinación de la Regiduría de Salud y Medio Ambiente  a cargo de la Profesora Norma Díaz Hernández y el Biol. Víctor Manuel Ortiz Cruz, Técnico Responsable del Relleno Sanitario de San Lorenzo Cacaotepec y gracias al apoyo de pobladores, autoridades, Fundación ADO, Fundación Phillip Morris, Fundación Merced y Solidaridad Internacional Kanda, fue posible financiar la adquisición de una trituradora de ramaje Powerhouse de 420 CC.

Durante el proceso de compostaje, los fragmentos de rama tienen una gran importancia en la velocidad de transformación de la materia orgánica; si el tamaño de éstas es grande, las bacterias y hongos tienen poco poder de penetración. Cuando el ramaje se procesa adecuadamente éste absorbe el exceso de agua que aportan otros materiales como el césped o restos de cocina y ayuda a mantener el equilibrio entre la cantidad de carbono y nitrógeno, da esponjosidad al contenido, lo que permite una mejor circulación de aire y hace que el proceso se realice adecuadamente con presencia de oxígeno.

Con la llegada de una nueva administración (2019 – 2021) se buscará fortalecer los mecanismos de comercialización para el abono y lombriabono que se produce en el relleno sanitario del municipio, ya que en la zona hay una creciente demanda de fertilizantes libres de químicos para cultivar productos orgánicos, cuyo consumo se va expandiendo dentro del mercado local y nacional. 

Cabe mencionar que dicho proyecto es posible gracias al apoyo de las más de 30 personas recicladoras que procesan en promedio 162 toneladas de residuos que genera el municipio. Esto gracias al proyecto de Reciclaje Inclusivo que se ejecuta desde el 2014, el cual busca fortalecer sus capacidades organizativas con el propósito de reducir los índices de marginación, promover la cohesión social y mejorar sus condiciones de vida y de trabajo.